Europa propone nuevas normas para desplazar trabajadores en la UE

La Comisión Europea ha presentado una propuesta de revisión de la Directiva sobre trabajadores desplazados (Directiva 96/71/CE). Como se sabe, se produce un desplazamiento de trabajadores cuando se prestan servicios transfronterizos en el territorio de la UE. Esta situación se da cuando un «trabajador desplazado» está empleado en un Estado miembro de la UE, pero ha sido enviado temporalmente por su empleador a otro Estado miembro para realizar su trabajo. La propuesta se traslada ahora a los legisladores de la UE (Parlamento Europeo y Consejo de la UE) para su debate, tramitación y posterior aprobación (lo cual llevará un tiempo).

Básicamente, la propuesta de revisión propone introducir cambios en tres ámbitos principales:

  • Remuneración de los trabajadores desplazados, incluso en situaciones de subcontratación

La propuesta establece que los trabajadores desplazados se beneficiarán, de modo general, de las mismas normas salariales y laborales que los trabajadores locales, lo cual se hará respetando plenamente el principio de subsidiariedad y la forma en que las autoridades públicas y los interlocutores sociales establezcan estas condiciones en el Estado miembro de que se trate. Actualmente los trabajadores desplazados ya están sujetos a las mismas normas que los empleados del Estado miembro de acogida en determinados ámbitos, como la salud y la seguridad. Sin embargo, a día de hoy el empresario no está obligado a pagar al trabajador desplazado un salario superior al salario mínimo fijado por el país de acogida, lo cual la Comisión entiende que puede crear diferencias salariales entre trabajadores locales y desplazados y podría dar lugar a una competencia desleal entre empresas.

Así con la propuesta, todas las normas de la remuneración que se apliquen con carácter general a los trabajadores locales deberán regir también para los trabajadores desplazados.

Esa remuneración no incluirá solo el salario base, sino también otros elementos, como complementos o asignaciones, cuando proceda.

La propuesta pide a los Estados miembros que desglosen de forma transparente los distintos elementos de los que se compone la remuneración en su territorio.

Según la propuesta, las normas fijadas por ley y los convenios colectivos universalmente aplicables pasarían a ser obligatorios para los trabajadores desplazados, en todos los sectores de la economía.

  • Normas sobre los trabajadores cedidos por empresas de trabajo temporal

La propuesta también da a los Estados miembros la posibilidad de establecer la obligatoriedad de que los subcontratistas (tanto nacionales como transfronterizos) concedan a sus trabajadores el mismo salario que el contratista principal.

Se propone garantizar también que se apliquen las normas nacionales sobre el trabajo a través de empresas de trabajo temporal cuando agencias establecidas en el extranjero desplacen trabajadores.

  • Desplazamiento de larga duración

Se propone que, cuando la duración del desplazamiento sea superior a veinticuatro meses, deberán aplicarse las condiciones del Derecho laboral de los Estados miembros de acogida en caso de que favorezcan al trabajador desplazado.